Reglas de oro para tener un parquet deslumbrante

Reglas de oro para tener un parquet deslumbrante

Reglas de oro para tener un parquet deslumbrante

 

¿Te gustaría que tu suelo de parquet luciese siempre perfecto como el primer día, pese al paso del tiempo?

En Parquet Astorga, líderes del parquet en Málaga, siempre pensamos en ti y en tus suelos de parquet, por ello, además de los trucos y consejos de limpieza y mantenimiento que encontrarás en nuestro canal de Youtube, blog y redes sociales, en esta ocasión te traemos varias reglas de oro para tener un parquet deslumbrante:

 

1. Mantenimiento en seco regular

Para el mantenimiento regular del suelo de parquet, simplemente usa un paño de microfibra seco para eliminar todo el polvo y la suciedad. También puedes hacer uso de una aspiradora con una boquilla de succión especial para eliminar el polvo de las ranuras. No limpies nunca tu suelo con paños mojados, ya que hacen que el polvo se quede pegado y puedan dejar manchas.

 

2. Trata los percances con líquidos lo antes posible

Si hay derramamientos accidentales, no te preocupes, actúa rápido secando bien la zona con, por ejemplo, un paño de microfibra, y seguidamente elimina con ayuda de un secador de pelo la humedad que haya podido quedar en las juntas.

Encontrarás información ampliada en este AstorgaConsejo.

 

3. Comprobación de la humedad

La humedad del aire adecuada es un factor importante en la vida útil de tu suelo de parquet. El aire húmedo y cálido hace que las planchas del parquet se hinchen, mientras que el aire frío y seco hace que encojan. El nivel de humedad idóneo se encuentra entre el 40 % y el 60 %, por lo que debes comprobar el higrómetro de tu hogar con regularidad e instalar un humidificador, un purificador de aire o un deshumidificador, en caso de que sea necesario.

En este post puedes aprender algo más sobre cómo conseguir un nivel óptimo de hidratación y humedad de nuestro parquet.

 

 

Entonces, ¿los suelos de parquet son excesivamente sensibles y delicados? No, para nada, tan solo necesitan ciertos sencillos cuidados, y mimo. A cambio, las satisfacciones que nos brindan son innumerables.

Pon en práctica estos consejos, ¡y coméntanos qué tal!